Los artistas extranjeros suelen decir que el público mexicano es el mejor del mundo y si alguien puede comprobar este dicho es Guadalupe Lancho.

La actriz española llegó a nuestro país para protagonizar al lado de Benny Ibarra el clásico musical El Hombre de la Mancha y su interpretación de Aldonza Lorenzo –conocida por Don Quijote como Dulcinea del Toboso- quedará durante muchos años en la memoria de nuestro teatro.

Aún con algunas funciones por representar de la adaptación musical al clásico de Miguel de Cervantes Saavedra, Guadalupe Lancho arranca temporada de Siddartha el Musical en el Gran Teatro Moliere.

“México me trata muy bien. Estoy feliz, contenta, muy consciente de que esto es un regalo que me presenta la vida, México para mí pues es casi magia, me llena de energía, de vitalidad, de creatividad, adoro este país”, confiesa la actriz en entrevista exclusiva con RED CAPITAL.

– Llegaste a nuestro país con una obra muy grande como El hombre de la Mancha y ahora estrenas otra que es Siddhartha. No es nada fácil ligar éxitos de este calibre.
“De verdad, no sé si es fácil o no. En mi caso ha sido natural y creo que no es casual. Para mí, hacer El Hombre de la Mancha ha sido el honor más grande que he tenido, no sólo como intérprete sino como persona: representar a la Dulcinea, la Aldonza, en una compañía con Benny Ibarra como Quijote, en el Teatro de los Insurgentes, que es de los teatros más bellos que hay en la Ciudad de México, una obra con un mensaje tan poderoso como creer en los sueños e ideales para generar un mundo mejor y enlazar con Siddhartha, un musical de producción íntegramente italiana y que es la primera adaptación en castellano y que habla del amor como mensaje universal y como única respuesta a las preguntas del sentido de la vida”.

“Siempre me defino como una actriz que canta y cada vez que me proponen cantar me acerco a ese trabajo con muchísimo respeto”

– ¿A las preguntas que todos nos hacemos?
“Exactamente, las preguntas básicas de ¿qué hacemos aquí?, ¿cómo vivir nuestro presente en plenitud? y ¿cómo dejar de boicotear nuestras propias existencias desde el amor? para mí es un honor. Yo estoy creciendo como persona, paralelamente a Aldonza y Kamala, que es como se llama mi personaje en Siddartha. Yo, como Guadalupe, estoy elevando mi conciencia de una manera muy rápida, que al final es en lo que consiste el teatro. Nosotros nos transformamos para transformar almas, las almas que nos ven y dejar nuestro granito de arena en el mundo, es una necesidad”.

TRISTE POR EL TERRORISMO

Con el reciente atentado en Barcelona, España, como ejemplo, Lancho insiste en que es el amor el único camino para sobrevivir en el mundo.

“Acaba de pasar en Barcelona, estoy muy triste, venía llegando de Guadalajara y estaba sin internet y cuando he aterrizado y me han dicho lo de Barcelona uno no puede más que llorar. Europa está castigadísima por el terrorismo islámico, estamos muy confundidos, por eso creo que Siddhartha viene a reforzar esa creencia que ni una religión, ni un líder político puede justificar acabar con vidas ajenas o con la tuya propia. Se inmolan, es un sin sentido, es muy triste realmente”.

– El terrorismo es un acto extremo, pero en la vida cotidiana también los seres humanos somos especialistas en autodestruirnos ¿no?
“Exactamente, yo creo que todo tiene un macro universo y un micro universo, lo que pasa en el mundo nos lo hacemos a nosotros mismos. Creo que somos muchos, digo muchos porque yo llevo muchos años en un camino de autoconocimiento y por eso recibo cada cosa que me ocurre como una cosa conveniente tanto lo bueno y lo malo, sé que sucede porque conviene e intento sacar las enseñanzas de aquello que me sucede y por eso estoy muy agradecida con esto que me está sucediendo en México porque son regalos de luz y de apertura de conciencia”.

– En ese sentido, tampoco es causalidad tu éxito profesional.
“No es casualidad, he trabajado para ello y por supuesto que uno tiene que entrenar para algunas cosas. Por ejemplo, yo cada vez que canto. Siempre me defino como una actriz que canta y cada vez que me proponen cantar me acerco a ese trabajo con muchísimo respeto y entreno mi voz y mi instrumento para poder llegar ahí. De igual forma, también tiene uno que entrenar su espíritu para que pasen cosas bonitas, pero sobre todo para hacerles la vida agradable a los demás”.

– Y tal vez el arte sea lo único que nos pueda salvar de todas estas inconsistencias del género humano, de la especie humana.
“Creo que tenemos el arte para recodarnos que la vida es bella y ser un instrumento. Elegí ser una artista. Primero viene de un viaje introspectivo de detectar cuáles son tus talentos, una vez que los has detectado tienes que sacarlos, no te los puedes quedar; compartirlos, la vida consiste en eso.

“De las cosas más lindas que me han pasado es la gente que me espera a la salida de El Hombre de la Mancha y me cuenta sus historias personales, llorando te entregan cartas de vidas familiares, diciendo que el sueño imposible es la constante de sus vidas. El otro día me llené de lágrimas con una familia que vino a decirme que lo que hacemos no es solo entretenimiento sino lo que hacemos es curar, no se puede pedir nada más”.

EL AMOR UNIVERSAL DE SIDDHARTHA

– ¿Es la parte terapéutica del teatro?
“Totalmente, tenemos el teatro para llegar a catarsis, para asociarnos en positivo o negativo con lo que está pasando en la escena y tomar decisiones con sus propias vidas”.

Con esta visión, Guadalupe Lancho enfrenta su nuevo reto: encarnar a Kamala en Siddartha el musical, adaptación del libro de Hermann Hesse que ha sido inspiración para millones de lectores en el mundo.

EL ELENCO

Guadalupe Lancho (Kamala)
Luis Gerardo Ayala (Siddhartha)
Marco Orozco (Siddhartha)
Grace Alanis (Productora)
Jordi Vall (Director de escena)

“La obra es muy fuerte, pero tiene el elixir de la esencia de cómo vivir a través de la leyenda del príncipe Siddhartha que se convierte en Buda. Esta adaptación de la novela de Hermann Hesse, quien fue Premio Nobel de Literatura, habla del amor universal como única repuesta y debo decir que estoy muy sorprendida no conocía nada de este musical. Ya se presentó en Edimburgo, en Italia, París, en Nueva York y somos los primeros que hacemos una adaptación en castellano y se pretende hacer una gira por Chile, Argentina y España y se estrena paralelamente en Italia y en México.

“Tengo que decir que la partitura es hermosísima, con temas pop-rock, música italiana con armonías del sur de Asia. Impresionantemente bonita, con audiovisuales muy novedosos en escena y la productora Gloria Grace Alanis, una productora italo-mexicana que se enamoró de esta historia y quiere llevarla al mundo y ahí estamos todos como vehículos de este musical”.

– ¿Cómo harás la transición de Aldonza a Kamala?
“A mí me va a costar muchísimos meses desprenderme de Aldonza y de cada uno de mis compañeros de El Hombre de la Mancha, que de verdad es un Don Quijote en estado de gracia… no sé cómo voy a vivir esta transición porque Aldonza me ha dejado muy marcada, pero muy viva también.

Estrenamos Siddhartha el 31 de agosto, pero me quedan tres fechas de El Hombre de la Mancha en provincia, así que va a ser un poco de locura, pero hay que trabajar. Habrá un momento en que ambos personajes sí se superpongan, todavía no sé cómo lo voy a afrontar”.

DÓNDE: Gran Teatro Moliere
CUÁNDO: Jueves y viernes 20:00 horas; sábados, 19:00 horas; domingos, 13:00 horas.
PRECIOS: $350 – $1,000

 

 

 

 

NO COMMENTS